jueves, 21 de mayo de 2009

Desde el Congreso de la Asociación Psiquiátrica Americana (APA)





Por estos días se celebra en los Yunaites, en la Ciudad de San Pancho, el congreso de la APA -curiosamente la Asociación Psicológica Americana detenta la misma sigla por lo que algunos llaman a la psiquiátrica la APA grande y a la psicológica, la APA chica-. Aunque no conseguimos que ninguno de los colegas asistentes acceda a la corresponsalía de esta bitácora, queremos compartir algunas noticias del evento divulgadas por internet.

Tal parece que la futura edición del Manual DSM-V podría borrar de un plumazo algunos diagnósticos subsumidos en la "dimensionalidad", verbigracia, el trastorno esquizoafectivo se diagnosticaría como esquizofrenia con prominente "dimensión anímica". Por otro lado, los trastornos de identidad de género, al igual que la homosexualidad en la década de 1970, podrían a su vez desvanecerse: hay un intenso lobby con tal propósito y hasta se efectuó una manifestación ad hoc frente al centro de convenciones.

Otra protesta ante el edificio en que se desarrolla el evento fue la de MindFreedom, asociación que defiende los derechos de los pacientes, y fue denominada "Festival de la Resistencia" como parte de la promoción de una iniciativa llamada "Mad Pride" -no necesita traducción, seguramente-. También se efectuó un plantón por parte de una rama de la Iglesia de la Cientología, habitual parroquiana en las convenciones de la APA.

El blog del Dr. Carlat asimismo nos informa sobre los simposios auspiciados por la industria que, desde la reciente decisión de la APA, han sufrido modificaciones. Se ha anunciado, con espíritu platillero, la flamante aparición de un test sérico para el diagnóstico de la depresión mayor. Por cierto, el asunto de la gripe también se halla bajo cobertura.

En fin, dado que ni el Trome ni Ajá -nuestros tabloides favoritos- están cubriendo la APA, podemos seguir actualizándonos en Medscape o en MedPage. Peor es nada.