domingo, 4 de enero de 2009

Reportar un caso





"Cada caso contiene una lección: una lección que puede aprenderse,
pero que no siempre es aprendida."
Sir William Osler



Como sabemos, la presentación y discusión de un "caso" constituye la base de la educación médica moderna. De hecho, aproximadamente el 20 a 30% de los artículos originales publicados en las revistas de medicina general más importantes son estudios de 10 pacientes o un número todavía menor. Los reportes de casos son indispensables para describir hallazgos clínicos novedosos y contribuyen a la generación de nuevas hipótesis. Algunos procesos patológicos no hubiesen sido conocidos de no haber sido reportados, así por ejemplo: los efectos teratogénicos de la talidomida, el síndrome del shock tóxico, la infección por Hantavirus, entre otros. (1)

Adicionalmente, en la especialidad psiquiátrica, es siempre válida la distinción diltheyana entre el comprender (para las "ciencias del espíritu") y el explicar (para las "ciencias naturales") que tan magistralmente expuso Jaspers. Similar dicotomía se estableció hasta el siglo XIX entre lo "nomotético" y lo "ideográfico": en la naturaleza podrían identificarse leyes (nomos) y por lo tanto lo nomotético legitimaba la estructura de un verdadero conocimiento científico (universal, estable y lógicamente construido); mientras que lo histórico-social no podía ser conocido sistemáticamente; cuando más se reconocía una aproximación ideográfica centrada en lo individual, biográfico, irrepetible en el acontecer humano. (2) Así, la historía de la psiquiatría es rica en reportes y estudios de casos. (3)



Toda esta farragosa introducción para anunciar que BioMedCentral ha implementado dos nuevas revistas dedicadas a la exclusiva publicación de reportes de casos. Una, en formato impreso y electrónico: Journal of Medical Case Reports, y otra sólo en formato electrónico: Cases Journal. Todos los casos publicados serán indexados en PubMed e inclusive habrá una compensación económica por la publicación. Un par de artículos relacionados con la especialidad pueden revisarse aquí y aquí.






Indudablemente esta alternativa podría resultar útil para empezar a publicar (sobre todo si entre los amigos lectores el cruce de variables epidemiológicas ha causado ya suficientes luxaciones de mandíbula -por los bostezos, claro-). Todos siempre hemos conocido alguna vez casos "bonitos" o "raros" o que "íbamos a publicar" pero la desidia y displicencia nuestras los ha condenado a ser mera charla de sobremesa o de cambio de guardia. Es cuestion de atrevernos y empezar a reportar. Algo es algo.



Referencias

1. Fletcher RH, Fletcher SW, Wagner EW. Clinical Epidemiology: The Essentials. 3rd Ed. Williams & Wilkins. Baltimore, 1996.

2. Brown HI. La nueva filosofía de la ciencia. Tecnos. Madrid, 1984.

3. Davis D. Famous named cases in psychiatry. En: Sadock BJ, Sadock VA. Comprehensive Textbook of Psychiatry. 8th Ed. Lippincott, Williams & Wilkins; 2005: 2435-2441.