miércoles, 17 de diciembre de 2008

El efecto de la música country en el suicidio; amor y sexo con robots; preferencias estéticas de las gallinas y otras rarezas así...









«The Effect of Country Music on Suicide»

De acuerdo a S. Stack y J. Gundlach de Wayne State University y Auburn University (E.U.A), a mayor tiempo que se difunda la música country por la radio, mayor es la tasa urbana de suicidios entre individuos de raza blanca. De acuerdo a los autores, hipotéticamente este género musical fomentaría el ánimo depresivo debido a que sus letras abordan problemas comunes a la población en riesgo suicida tales como la discordia conyugal, el abuso de alcohol y las penurias laborales. Los resultados de un análisis de regresión múltiple de 49 áreas metropolitanas mostraron que a mayor tiempo de difusión de música country por las radioemisoras, mayor era la tasa de suicidos entre personas de raza blanca. Además encontraron que este hallazgo era independiente del nivel socioeconómico, estado civil y disponibilidad de armas de fuego. La existencia de una subcultura ligada a la música country probablemente reforzaría el vínculo entre este género musical y el suicidio. Según los autores, su modelo estadístico podría explicar hasta el 51% de los suicidios estudiados.


NOTA DE REDACCIÓN:
He aquí un nuevo acicate para la investigación (aunque en la institución rectora de la salud mental, de hecho, no necesitamos más alicientes; pero, pensándolo bien, otro día menos de trabajo como los viernes, no sería mala idea, eh). Faltaría incluir, entre las múltibles variables a cruzar en los estudios epidemiológicos de nuestra alma mater, el tipo de música que escuchan los encuestados. (Cómo no se nos había ocurrido).

El resto de estudios y otras extravagancias de distinta índole en este muy recomendable enlace.